Babaji's Kriya Yoga
Babaji's Kriya Yoga Images
English Deutsch Français FrançaisEspañol Italiano Português PortuguêsJapanese Russian Bulgarian DanskArabic Farsi Hindi Tamil Turkish

 
                                            

Acerca del Kriya Yoga


El Kriya Yoga de Babaji es el arte científico de la realización del Ser, de la perfecta unión con la Verdad (Dios). Fue revivido por un gran Maestro de India, Babaji Nagaraj, como una síntesis de las antiguas enseñanzas de la tradición de los 18 Siddhas. El Kriya Yoga incluye una serie de 144 técnicas o "Kriyas" agrupadas en cinco fases o ramas.

 

5 ramas del Kriya Yoga de Babaji

 

Kriya Hatha Yoga: incluye "Asanas" o posturas físicas de relajación, "bandahs" o cierres musculares, y "mudras" o gestos; todos producen una mayor salud y paz, y el despertar de los principales centros de energía, los "chakras". Babaji ha elegido una serie particularmente efectiva de 18 posturas, que se enseñan por fases y agrupadas por parejas. Uno cuida el cuerpo físico no por él mismo, sino como vehículo o templo de la Divinidad.


Kriya Kundalini Pranayama: la técnica para desarrollar el propio potencial, es un poderoso ejercicio respiratorio para despertar fuertes energías latentes y hacerlas circular a través de los 7 principales chakras, entre la base de la espina dorsal y la coronilla, en lo alto de la cabeza. Esto despierta los estados psicológicos correspondientes y le convierte a uno en una dinamo para los cinco planos de la existencia.


Kriya Dhyana Yoga: el arte científico de dominar la mente: limpiar el subconsciente; desarrollar la concentración, la claridad mental y la visión, para despertar las facultades creativas e intuitivas, y producir el estado sin respiración de comunión con Dios, el "samadhi".


Kriya Mantra Yoga: la repetición mental de sonidos sutiles para despertar la intuición, el intelecto y los chakras; el mantra se convierte en un sustituto para la charla mental centrada en el "yo", y facilita la acumulación de grandes cantidades de energía. El mantra limpia también las tendencias habituales subconscientes.


Kriya Bhakti Yoga: actividades devocionales y servicio para despertar el puro amor divino universal y el gozo espiritual; incluye cantos, ceremonias, peregrinaciones y adoración. De forma gradual, todas las actividades de un se llegan a empapar de dulzura, conforme el "Bienamado" es percibido en todo.

"El Kriya Yoga brings produce una transformación integral del individuo en todos los cinco planos de existencia: físico, vital, mental, intelectual y espiritual. Todos pueden practicarlo y encontrar así felicidad y paz".
Descripción de Babaji de Su Kriya Yoga, fragmento de "La llave maestra de Babaji para todos los males (Kriya)"

El mundo moderno necesita el Kriya Yoga, según Kriya Babaji Nagaraj (fragmento de "La llave maestra de Babaji para todos los males (Kriya)"):

"El hombre de hoy se ha convertido totalmente en un esclavo de los artilugios artificiales y de los productos sintéticos incluso en temas de alimentación y de salud personal, y en cada pequeño asunto de la vida diaria. Es una muñeca de trapo sostenida por miles de ayudas y artefactos científicos. La medida de la felicidad del hombre está en proporción de su victoria sobre el entorno. Cuanto menos dependas de las demás cosas, más grande será tu felicidad. Depende de los objetos externos para tu satisfacción, y entonces el resultado será la miseria. Para elevarse sobre este estado, la forma de vida del Kriya Yoga es la más efectiva. Sólo esto ha tenido un éxito maravilloso en lograr la tarea de que el hombre sea plenamente auto suficiente, y prescinda de las ayudas externas a cada paso. Ella fortalece su cuerpo, su mente y su alma. Sus diferentes prácticas le hacen perfectamente sano y le vuelven inmune a las enfermedades que se han sucedido en la estela de la civilización del siglo veinte. Todas las percepciones de los sentidos se vuelven claras y agudas, mientras que la mente y el intelecto se agudizan maravillosamente. Las facultades latentes del hombre son desarrolladas, y los poderes escondidos son manifestados. Él es apto para convertirse en un habilidoso dirigente en su propio hogar, un miembro útil de la sociedad y un ciudadano competente e ideal de su país. Él es el líder de los hombres, incluso llega a ser investido con el poder de ayudar y de guiar a la humanidad misma.

La actitud de nuestros días ha degenerado hacia algo que adolece de una mezcla de dogmatismo e incredulidad. Algo que es más escéptico que imparcialmente crítico. Tiene prejuicios contra lo tradicional, lo antiguo. La humanidad del siglo veinte está dominada por rajas. En todas partes, la ronda diaria del hombre normal está caracterizada por la actividad cargada conscientemente de alta tensión. La civilización occidental que se ha difundido por todo el mundo es vaisya por naturaleza. La única preocupación es el dinero y los medios para adquirirlo. Todos los hechos mencionados previamente deberán ser tenidos en consideración, si los principios de Babaji y de la forma de vida del Kriya Yoga deben convertirse en los medios para redimir y elevar al hombre de su ciénaga. Esta pasión por la actividad extrema no puede ser reprimida. El individuo moderno no puede estar inactivo. Un rescatador al borde de un lago debe doblarse y asumir una postura encorvada con el fin de sacar hacia fuera a una persona que esté luchando en el fango. El Yoga, también, debe asumir el aspecto de ser fácilmente practicable por todos. Como la actividad es inevitable, el Yoga debe realizarse en y a través de la actividad.

El Bhagavad Gita y el Yoga Vashistha son las escrituras más grandes para el mundo en esta era. El ideal del Gita es, de forma notable, el más indicado para la presente era. Cada acto normal debe constituir una síntesis de todos los yogas. La Sadhana no debe implicar un divorcio y una ruptura con la vida normal. Ésta última se convertirá por sí misma en una sadhana dinámica a través de un cambio de tu ángulo de visión. Un bhava adecuado se convierte en la piedra filosofal para transferir lo normal en yóguico. La naturaleza eminentemente práctica del Kriya Yoga suministra el puente racional entre el idealismo de la pura filosofía y el duro realismo de la vida terrenal. Su reclamo para el hombre moderno es que encuentra un camino dorado entre las especulaciones completamente abstractas del mero teórico y la extrema actitud de hecho y la prosaica obstinación del vulgar materialista. Se preocupa de la vida trascendental, y aun así te pide que no tomes nada por supuesto. Debes seguir métodos definidos, llegar a resultados tangibles y experimentarlos en tu propia vida. Su alcance es amplio. Apunta hacia un desarrollo integral de todas las facultades del hombre. Por ello este Yoga es el precursor y el heraldo directo de la raza de superhombres hacia la que debe evolucionar el hombre actual. Tiene como meta la creación de un nuevo hombre de profunda iluminación y alta visión, y el establecer de un nuevo orden, un satya yuga, un mundo de verdad, como resultado de tal iluminación.

El mundo moderno abunda en concepciones sobre el Yoga, abarcando desde la profundamente mística y sensible hasta la absurda y la ridícula. Visiones conflictivas y alocadas y fantasiosas nociones se han acumulado alrededor de las concepciones del Yoga y de la sadhana. Ha llegado a ser convencional la evocación de la imagen de una figura demacrada, medio desnuda, embadurnada de ceniza con mechones de pelo desgreñados, sentada con las piernas cruzadas bajo un extenso árbol. A través de largas asociaciones, al igual que a través de dañinas tergiversaciones, tales nociones han enraizado profundamente. Los fenómenos suprafísicos que ocurren en la práctica del Yoga y las experiencias del practicante en los planos más sutiles son vistos con suspicacia y considerados como mágicos. Ahora este punto debe ser entendido claramente. El Kriya Yoga no es ni fantástico ni contiene nada anormal. No es para los pocos favorecidos. No es un extraño proceso antinatural practicado por una pequeña minoría para obtener algún fin extraño o extraordinario. El Kriya Yoga es un camino racional, probado por el tiempo, para una vida más completa y dichosa, que será seguida de forma natural por todos y cada uno en el mundo del mañana. No depende de la posesión y del ejercicio de ninguna facultad anormal. Sólo requiere de ti que desarrolles facultades que ya posees pero que descansan dormidas dentro de ti. El instrumento básico que utiliza es uno que es común a la humanidad entera, a saber, la mente humana.

El Kriya Yoga es así, no un estudio o una práctica indicada sólo para los solitarios de las cuevas de los Himalayas. No está indicada solamente para aquél que se viste con harapos, que tiene a la piedra como almohada, que come lo que obtiene con sólo estirar sus dos palmas, que se expone al frío y al calor, que permanece bajo el dosel del cielo. El Kriya Yoga está igualmente indicado para aquellos que viven en las diferentes estaciones de la vida, que viven en el mundo y que viven para servir al mundo. No es sólo una propiedad del samnyasin, o del yogui, sino también una propiedad universal. Es un asunto universal que requiere un profundo estudio y una práctica sincera en manos de ciudadanos, habitantes de pueblos, aldeanos y moradores de los bosques. Es la maravillosa ciencia cuyo único fruto no es la discordia, sino la verdadera paz, nacida del alma, nacida del Gozo Infinito."

© 1995 - 2016 - Babaji's Kriya Yoga and Publications - All Rights Reserved.  "Babaji's Kriya Yoga" is a registered service mark.